Inicio

Quienes Somos

Contactenos

Buscar Revista

Secciones

Indice Artículos

Editoriales

Enf. Latinoamérica

Gerencia En Acción

Literatura

Negocios

Mujer y Negocios

Tecno-Lógica

Naturalmente

Socio-Política

Revistas Previas

Arte

Medios Del Mundo

Tertulias

English

English Home

Contact Us

Article Archive

Political Issues

Social Issues

Economic Issues

General Articles

The Other Side

Origin

Poetry & Song

 


 


Del Día de la Paz al día de la oración y el duelo.

El segundo martes del mes de septiembre es el día de inicio de la Asamblea General de las Naciones Unidas.  Este día se conmemora como el "Día Internacional de la Paz" y se celebra con un acto simbólico donde el Secretario General hace sonar una campana japonesa que descansa en sus jardines.
 

Este año el "Día de la Paz" se tiño de sangre con los hechos que tuvieron lugar en los Estados Unidos, por primera vez la campana quedo silenciada en su día.  Fue el viernes 14 de septiembre en que se le hizo sonar en honor de las victimas estadounidenses y de otras nacionalidades que perdieron sus vidas o familiares a causa de los atentados vergonzosos y cobardes perpetuados por terroristas.  Los principales lideres mundiales han hecho eco de la condenación de estos abominables hechos.

Lo que ocurrió es un atentado a la paz mundial, es más que un ataque terrorista a una nación.  Es una agresión al mundo entero, imperdonable e inolvidable.  Los países y gobiernos que apoyen o de alguna forma alberguen grupos de terror deben ser seriamente sancionados.

Este acto de impacto global sobrepasa el famoso 7 de diciembre de 1941 cuando Japón ataca por sorpresa a la flota naval estadounidense en Pearl Harbor, Hawai, en horas de la mañana.  En el discurso del Presidente Franklin D. Roosevelt a la nación norteamericana después de lo ocurrido les expreso: "Diciembre 7 de 1941, un día que vivirá en la infamia".  En esos momentos históricos los Estados Unidos entraban formalmente en la Segunda Guerra Mundial.

Hoy día, la tan añorada paz mundial esta en riesgo una vez más.  La tolerancia tiene limites y nadie debe de confundir la prudencia o cordura con la cobardía.  Rezamos por la sensatez, la diplomacia y el dialogo, pero también estamos hartos de las dictaduras, el terrorismo, el caudillismo, el paternalismo y los inimaginables abusos y violaciones de los derechos humanos.  Para que exista la paz y sean respetados estos inalienables derechos los regímenes y grupos que apoyan estos actos deben de ser anulados.  De no ser así ningún ser humano en este planeta tendrá la oportunidad de gozar de paz y libertad.   

Sahnya Shulterbrandt, Lic. Genaro D. Salom           

INTER-FORUM es miembro del Consorcio Internacional de Publicaciones Académicas Alternativas (ICAAP)

Septiembre 17, 2001

Subir

 

Los artículos o contenidos de este Sito Web NO pueden ser reproducidos total o parcialmente sin previa autorización escrita del autor y/o Revistainterforum.com ® Copyright 2000-2009
Latin America Consulting & Communications LLC (LACC)

 The Contents of the site are intellectual Property of Revistainterforum.com ® Copyright 2000-2009 and or the the author.   Reproduction in part or whole of any of this material without written permission constitutes a violation of the law.
Latin America Consulting & Communications LLC (LACC)