Inicio

Quienes Somos

Contactenos

Buscar Revista

Secciones

Indice Artículos

Editoriales

Enf. Latinoamérica

Gerencia En Acción

Literatura

Negocios

Mujer y Negocios

Tecno-Lógica

Naturalmente

Socio-Política

Revistas Previas

Arte

Medios Del Mundo

Tertulias

English

English Home

Contact Us

Article Archive

Political Issues

Social Issues

Economic Issues

General Articles

The Other Side

Origin

Poetry & Song

 

   

México: El cambio es Eficacia, Honestidad y Transparencia

Francisco Barrio Terrazas

Reproducido gracias a la cortesía de Ronén Waisser

 © Milenio Diario
Publicado 7 de Julio de 2002, Página 20

Nota: Por petición de la Secretaria de la Función Publica, Gobierno de México, hemos retirado los logos y la alusión al gobierno de México después del nombre del autor.  El contenido no ha sido modificado o actualizado se mantiene en su versión original. 

[Petición de la Secretaria de la Función Publica en formato PDF]

[Reglas Claras, Negocios Transparentes: Lineamientos de la Convención Anticorrupción de la ODCE]
[
Costos de la Corrupción en México]
 
[Instrumentación de la Convención Anticorrupción de la OCDE: Trabajando con el Sector Privado]
 
[¿Qué lugar ocupa México en el Mundo en materia de corrupción?]


México y sus ciudadanos van edificando y rediseñando un régimen político
con instituciones sólidas, con una Administración Pública Federal eficiente y
transparente, con actores políticos que se arriesgan a concretar el cambio y con una sociedad altamente participativa y vigilantes del quehacer público.

Han transcurrido dos años desde aquel histórico proceso electoral en el que los ciudadanos optaron por el Partido Acción Nacional y por Vicente Fox para impulsar el cambio democrático. La tarea no ha sido fácil, pues no sólo hubo un cambio de partido en el gobierno; también vivimos un cambio de régimen que ya se venía gestando en años anteriores. Pese a esta complejidad, el gobierno del presidente Vicente Fox ha logrado avances sustanciales encaminados a responder a las expectativas de cambio de la sociedad mexicana. Uno de los rubros en que son patentes estos avances es en la Administración Pública Federal en materia de eficacia, honestidad y transparencia.

En estos dos años el cambio de régimen ha tenido dos características esenciales: Por un lado, una cohabitación entre inercias y nuevos mecanismos democráticos. Relación en la que las primeras dificultan la consolidación de los segundos, generando con ello atrasos en la toma de decisiones de gobierno.

Pese a ello, se han logrado consolidar mecanismos democráticos como la rendición de cuentas, avances en la independencia y consolidación de instituciones como el Poder Legislativo, el Poder Judicial, el sistema de partidos políticos y en la plena garantía de derechos ciudadanos como la libertad de expresión, acceso a la información gubernamental, el respecto y la defensa de los derechos humanos, entre otros grandes avances en materia económica y social.

Por otra parte, esta relación entre las inercias y los impulsos de cambio ha originado que los actos políticos y las instituciones entren en un proceso de aprendizaje, cada uno para adecuarse a las nuevas reglas del juego que se van consolidando y para estar en sintonía con las demandas y expectativas de los diversos sectores sociales de nuestro país.

En este encuadre, el presidente Vicente Fox definió las prioridades de su gobierno para concentrar esfuerzos y dirigirlos ahí donde las demandas de la ciudadanía son más apremiantes; ahí donde se tienen que eliminar obstáculos que impiden el pleno desarrollo de México.

Entre estas prioridades destaca la de transformar y mejorar la Administración Pública Federal. En este sentido, la misión de la Secretaría de Contraloría y Desarrollo Administrativo es abatir la corrupción en el país y dar absoluta transparencia a la gestión y el desempeño de las instituciones y de los servidores públicos de la Administración Pública Federal. La tarea es titánica, pero el compromiso del presidente de la República, de esta secretaría y de quienes la integran es mayor.

En efecto, la Secodam ha logrado avances tan o más valiosos que el encarcelamiento de algún político o ex funcionario destacado. Para algunos, el trabajo de la secretaría ha querido ser supeditado exclusivamente a la detención de personajes famosos. El no haberlo logrado ha sido interpretado como fracaso. Sin embargo, no se han tomado en cuenta los tiempos que marca la ley y los ritmos que imponen las características del cambio de régimen que experimentamos. Pero lo cierto es que hemos cambiado el escenario.

En primera instancia hemos promovido la realización de índices que nos permitan medir los avances que vamos obteniendo. Se impulsó a Transparencia Mexicana para que realizara el primer índice; se firmó un convenio con el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey, para obtener un indicador en el ámbito empresarial y se impulsa con la Universidad Nacional Autónoma de México un índice más. Lo más sencillo hubiera sido manejarnos en la especulación o la confusión; sin embargo, decidimos ser transparentes.

Desde una perspectiva preventiva hemos utilizado lo último en herramientas tecnológicas para combatir la corrupción. En materia de gobierno electrónico creamos Tramitanet. Del 17 de enero al 15 de mayo del presente, este portal electrónico ha recibido más de 265 mil consultas.

Por otra parte, cabe mencionar que estamos perfeccionando el portal de CompraNet.

En materia jurídica también hemos logrado avances para contar con las herramientas legales necesarias para combatir la corrupción. Entre éstas cabe mencionar el impulso que dimos a la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública Gubernamental; motivamos la aprobación de un paquete de reformas a la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos; se expidió un reglamento que ayuda de forma inmediata a matizar y resolver inconsistencias de la Ley de Adquisiciones y Obras Públicas, al mismo tiempo, se iniciaron los foros de consulta para una nueva Ley de Adquisiciones. Además, estamos revisando cada una de las normas de la Administración Pública Federal para hacerlas sencillas, más amigables, y derogar las que se duplican o no tienen sentido de permanecer.

En tanto, fortalecimos los programas que nos ayudan a mejorar el servicio y combatir la corrupción, como el de Usuario Simulado. Actualmente 22 dependencias y entidades conformaron ya sus grupos de usuarios simulados. Continuamos fortaleciendo los sistemas de denuncia ciudadana, al atender cada una de éstas y darles una respuesta adecuada.

En el rubro de sanciones aún cuando el enfoque de Secodam para combatir la corrupción es de carácter preventivo, no hemos dejado de hacer nuestra tarea punitiva. Se sancionó a 43 proveedores y cinco contratistas por haber infringido las Leyes que rigen las Adquisiciones y Obras Públicas del gobierno federal. Se han impuesto 10,856 sanciones a 10,424 servidores públicos.

Por lo que respecta a las denuncias, detectamos 171 casos de presunta responsabilidad con montos de 6,189 millones de pesos y 268.9 millones de dólares. Además, hemos procedido con 314 denuncias penales contra autoridades estatales y municipales y particulares. Cabe destacar que, en colaboración con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, desintegramos una red de servidores públicos corruptos que operaban en 23 estados.

Pero las acciones de la Secretaría de Contraloría no se agotan en el corto y mediano plazo. También estamos construyendo hoy, el futuro.

Consideramos que no hay mejor combate a la corrupción que la prevención mediante la educación y el fomento de valores éticos vinculados con la transparencia.

Con el propósito de sentar las bases de una nueva cultura de transparencia y honestidad entre los mexicanos hemos promovido el Código de conducta para los funcionarios públicos e integrado una página de Internet diseñada especialmente para niños, con una sección dirigida a sus padres, contando así con un instrumento que poya a las familias en la formación de valores y elaborado amplias campañas de concientización sobre los costos que representa para el país el no acabar con la cultura de la corrupción.

Con estos avances México y sus ciudadanos van edificando y rediseñando un régimen político con instituciones sólidas, con una Administración Pública Federal eficiente y transparente, con actores políticos que se arriesgan a concretar el cambio y con una sociedad altamente participativa y vigilante del quehacer público. En México, el cambio está en marcha, no hay vuelta al pasado.

E-Mail: *

Comentarios: *

Subir

Octubre 07, 2002

 

Los artículos o contenidos de este Sito Web NO pueden ser reproducidos total o parcialmente sin previa autorización escrita del autor y/o Revistainterforum.com ® Copyright 2000-2009
Latin America Consulting & Communications LLC (LACC)

 The Contents of the site are intellectual Property of Revistainterforum.com ® Copyright 2000-2009 and or the the author.   Reproduction in part or whole of any of this material without written permission constitutes a violation of the law.
Latin America Consulting & Communications LLC (LACC)