Inicio

Quienes Somos

Contactenos

Buscar Revista

Secciones

Indice Artículos

Editoriales

Enf. Latinoamérica

Gerencia En Acción

Literatura

Negocios

Mujer y Negocios

Tecno-Lógica

Naturalmente

Socio-Política

Revistas Previas

Arte

Medios Del Mundo

Tertulias

English

English Home

Contact Us

Article Archive

Political Issues

Social Issues

Economic Issues

General Articles

The Other Side

Origin

Poetry & Song

 

   

¿Profesor o facilitador de aprendizaje?

Dr. José Gerardo Martínez
Catedrático Auxiliar
Departamento de Ciencias de Computadoras
Universidad de Puerto Rico en Bayamón


L
a forma en que un profesor organice la experiencia educativa en su salón de clases y el tipo de respuesta que espera del estudiante adulto depende de la adopción del modelo de pedagogía o de andragogía.  En el modelo pedagógico el profesor decide el qué, cuándo y cómo de la experiencia educativa.  A menudo las experiencias previas de los estudiantes no se le reconocen ya que el profesor es el que provee los conocimientos.  Como resultado se establece una relación donde el profesor asume el papel de protagonista y el estudiante se convierte en un receptor de información.  Por el contrario, en el modelo andragógico el profesor asume un rol de facilitador donde su relación con el estudiante enfatiza la reciprocidad en la transacción de enseñanza, aprendizaje donde la experiencia del estudiante adulto se valora.

Existen varios pasos que deben ser considerados al diseñar una experiencia educativa apropiada para el estudiante adulto.  El primero es establecer un ambiente en el salón de clases que propicie las condiciones físicas y psicológicas conducentes hacia el aprendizaje.  Es fundamental la interacción en pequeños grupos donde todos colaboren y que exista un clima de confianza y respeto mutuo entre los estudiantes.  Además, los estudiantes deben tener participación en la fase de planificación de la experiencia educativa.  Muchas veces el estudiante adulto no acepta aquellas decisiones impuestas en las cuales no ha tenido la oportunidad de colaborar.  Como guía y facilitador el profesor puede y debe ofrecer opciones para enriquecer el proceso de enseñanza aprendizaje.

Otra consideración es involucrar a los estudiantes en el diagnóstico de necesidades de manera que puedan cumplirse sus expectativas.  Aún cuando existan instrumentos de evaluación previos, es importante que el estudiante adulto entienda la interpretación de los resultados de los mismos.  Mientras más entiendan del proceso, más receptivos estarán hacia el aprendizaje.  Los estudiantes también deben aportar en la formulación de los objetivos.  El traducir necesidades a objetivos requiere moverse de diagnóstico de problemas a solución de problemas.

En la fase de aplicación el estudiante debe contribuir en el diseño de las experiencias educativas.  La tarea del facilitador es ayudar a los estudiantes a alcanzar sus metas.  El profesor deja de ser la fuente absoluta de conocimiento para convertirse en un guía.  Por último, se deben evaluar los resultados, es decir, el logro de los objetivos y examinar el proceso y la calidad de la experiencia.  Cabe señalar que tanto la evaluación cuantitativa como la cualitativa son esenciales.

Esta visión del salón de clases reemplaza al profesor tradicional de frente a las filas rectas de los estudiantes, por un facilitador que tiene a los estudiantes trabajando en pequeños grupos en actividades que ellos mismos han ayudado a escoger y diseñar.  Este nuevo salón de clases reconoce las necesidades de los estudiantes: la necesidad de sentirse seguro en el grupo, la necesidad de apreciar a aquellos que contribuyen para el bienestar de todo el grupo y el reconocimiento del valor de trabajar en colaboración con otros.  Las opiniones antes expuestas son producto de mi experiencia como facilitador y fiel creyente de que el estudiante debe ser parte integral de la toma de decisiones en el proceso de enseñanza aprendizaje.

E-Mail: *

Comentarios: *

Subir

Febrero 26 2004
 

Los artículos o contenidos de este Sito Web NO pueden ser reproducidos total o parcialmente sin previa autorización escrita del autor y/o Revistainterforum.com ® Copyright 2000-2009
Latin America Consulting & Communications LLC (LACC)

 The Contents of the site are intellectual Property of Revistainterforum.com ® Copyright 2000-2009 and or the the author.   Reproduction in part or whole of any of this material without written permission constitutes a violation of the law.
Latin America Consulting & Communications LLC (LACC)